En 2010 fallecieron un total de 64471 personas. Una de cada tres personas (34,3%) lo hizo debido a una enfermedad en el sistema circulatorio (enfermedades hipertensivas, infartos de miocardio, accidentes cerebrovasculares…).

Leer más...